He aquí mi historia.

Ir abajo

He aquí mi historia.

Mensaje  candy34 el Vie Ago 26, 2011 6:49 am

Hola, un saludo a todos.
No voy a dar muchas vueltas y voy a presentarme y presentar mi historia. Siempre tuve complejos con mi ser, desde muy chica. Hasta los 12 años nunca me preocupé demasiado por mi aspecto físico, si bien me sentía bastante fea, evitaba verme a espejos, cada vez que hablaban de alguien "fea" me sentía incómoda porque temía que me nombraran, y en general la mayoría de los chicos de mi colegio me consideraban fea. Quizás no era la más fea en el curso, era conciente de eso, y a es edad con eso me alcanzaba.

Algo que siepre llamó la curiosidad de mi papá es que ODIABA que me sacaran fotos. Siempre las evitaba, cuando había fotos grupales o familiares me iba a otro lado y en todas las fotos sorpresa que me sacaban siempre salía escondiendome o tapandome con una mano. Tuve malas experiencias con fotos desde que recuerdo un día que me tomaron la foto del colegio, grupal e individual. La grupal nunca me preocupaba porque era de lejos. Pero le temía a la individual y siempre hacía lo posible por evitarla. En esta oportunidad tenía 10 años y mi mamá me había hecho un peinado con trenzas que francamente me quedaba horrible. Me sentía y veía horrible así que no salí favorecida en la foto. Cuando me la dieron no se la quería mostrar a nadie, sólo se la mostré a dos personas: mi mejor amiga (que aunque le pedí que no se riera, lo hizo igual) y otra amiga, que al menos fue lo bastante educada como para ver la foto y decirme "no está tan mal!". Cuando mis familiares preguntaban por la foto escolar les ponía excusas, decía que no me la habían dado todavía, pero tarde o temprano se las tuve que mostrar "pero salí mal" les decía. Mi mamá no dijo nada, mi papá diijo "sí, es verdad... No es una buena foto". Cosa que a esa edad me resultó bastante traumante, creo que hasta rompí la foto.

Recuerdo que siempre evitaba verme al espejo de cerca porque me deprimía la imagen que me devolvía y quizás porque no podía aceptar que fuera así como me veían los demás, pero poco podía hacer.
A los 13 años jugando con las pinturas de mamá empecé a maquillarme y por primera vez EN MI VIDA me sentí linda. Empecé a hacerlo más seguido y fue entonces cuando empecé a verme un poco mejo de lo que me veía antes.

Pero el maquillaje no era más que una máscara, sabía bien que una vez que me lo sacara volvía a ser la misma acomplejada de siempre.
Me fui obsesionando de a poco con mi imagen, y este año en mi afan de verme mejor se me ocurrió teñirme de rubio. El color no quedó como quería así que me lo teñí un par de veces más y muy seguido, en consecuencia el pelo me quedó muy seco y maltratado.... Y acá empeoró mi obsesión por el pelo, estoy todo el tiempo pensando que se ve horrible, me veo en diferentes espejos para comprobar cómo se ve el color con diferentes luces, ODIO que la gente me toque el pelo porque sé que van a pensar que está muy seco. Toda mi vida me dijeron que tenía lindo pelo, y yo jamás creí eso, nunca estuve conforme con él, nunca me pareció lindo y no entendía como los demás podían verlo así. Así terminé arruinandomelo y sólo así me di cuenta de que mi pelo de antes no tenía nada de malo, pero en mi mente siempre tengo la idea de perfeccionarlo.

Sigo teniendo problemas conmigo misma, sigo sintiendome insuficiente. Nunca tuve novio, siempre los chicos que me gustaban a mí me consideraban fea, y los que se fijaban en mi no me gustaban. Sí estuve "enganchada" con algunas personas pero nunca puedo concretar nada porque todo el tiempo pienso que no soy suficiente, que tendría que ser más linda, o más inteligente y gracias a esto me acomplejo aún más y bloqueo todo tipo de relación amorosa que pueda existir.

Mi opinión con respecto a mí misma es MUY variada. Un día puedo sentirme terrible y al día siguiente puedo sentirme hermosa (lástima que el encanto dura tan poco...). Sé que si me arreglo bien puedo parecer bastante linda, pero sé bien que sacando toda es producción soy la misma de siempre, sigo siendo fea pero bien arreglada.
Tal vez por eso los halagos no me sirven. Hay bastante gente que me considera muy linda, pero yo nunca me lo puedo tomar en serio, porque siempre pienso "claro, porque me conocen bien arreglada, perfectamente maquillada y peinada, pero si supieran como soy en verdad no pensarían lo mismo".

Antes me molestaba bastante mi nariz, tanto que me compraba un lápiz especial para que cuando me maquillara pudiera hacerla más finita. Hoy en día mi obsesión principal es el pelo y le presto más atención a eso que a otra cosa, pero cuando no estoy enfocada en eso también me molesta mi cuerpo. Me siento demasiado flaca, demasiado 'chiquita', a veces siento que los hombres me ven como una nena por más que metalmente aparente más edad. Otra de las cosas que siempre me acomplejó es que siempre tuve muchas ojeras, por suerte puedo solucionarlo bastante con maquillaje, con el cual no puedo salir sin él a la calle.

Me cuesta estar con alguien porque todo el tiempo fantaseo con que va a venir alguien mejor que yo, más linda o simplemente superior y la sola idea del reemplazo me aterra.

Cuando le cuento mi problema a alguien siempre lo minimizan, me dicen "dejate de joder, sos linda" pero a mí los halagos me entran por un oído y me salen por el otro, quizás me hagan sentir bien en el momento pero después es como si nunca me lo hubieran dicho. La gente cree que exagero pero en realidad no lo hago, siempre que me veo en el espejo veo sólo defectos, es imposible para mi concentrarme en las virtudes porque en mi mente siempre estoy pensando en como mejorarme. Soy demasiado perfeccionista y analítica, según mi propia opinión nunca estoy "bien". Siempre encuentro un nuevo defecto, o algo que podría estar mejor, y a fin de cuentas nunca quedo 100% conforme.

La verdad quisiera sentirme más libre, porque en este momento me siento presa de mi propia mente, no puedo estar bien si constantemente estoy pensando en mis defectos. Quisiera poder verme de la manera en la que quiero y aceptar mi imperfección como ser humana.

Me di cuenta de que mi condición se debe en realidad por una falta de afecto y atención de la que carecí toda mi vida.. Cuando era más chica, las chicas preferían juntarse con otras más lindas. Los chicos trataban mejor a las chicas lindas, y las feas eran prácticamente basura.
Recién en mi adolescencia pude sentirme mejor conmigo misma y empezaron a llover candidatos y gente interesada en estar conmigo. Y ahí es cuando noto la diferencia, cuando soy fea nadie quiere estar conmigo, a nadie le importo, soy invisible. Cuando soy linda la gente quiere conocerme, quiere hablarme, quiere ser mi amiga, etc.

Por eso mi cerebro crea esta formula: mientras mas linda seas, mas atencion te van a prestar, más te van a querer. Lo que busco en realidad es que la gente note mi presencia, me quiera, me estime, me considere suficiente. Busco que los demás sientan por mí todo lo que yo misma no puedo sentir por mi propia persona... Busco ser perfecta aunque se que es imposible, simplemente porque NECESITO complacer a todos, necesito que la gente se fije en mi, que me halaguen (por mas que no me lo crea mucho, a quien no le gusta un halago). Necesito, es una necesidad.

candy34

Mensajes : 1
Fecha de inscripción : 26/08/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Apoyo

Mensaje  Gabo6 el Sáb Sep 24, 2011 5:43 pm

Hola Candy
Soy nuevo y aún no me he atrevido a postear mi propia presentación. Igual que tú, he pasado momentos muy duros desde la adolescencia, con grandes fluctuaciones: de épocas que he tenido mucha seguridad y he logrado tener a quien o lo que quiera, a momentos (como ahora) en los que se me hace difícil incluso salir de casa...
Tengo la sensación de que a donde voy la gente me mira, y aquello es por supuesto para criticarme, y es que cuando me miro al espejo no encuentro NADA que me resulte agradable, así que creo que el resto de gente obviamente no encontrará nada bueno en mí tampoco... Me siento muchas veces un monstruo, alguien anormal totalmente que asusta al ser mirado, me siento víctima de algún terrible defecto que me averguenza y me duele todo el tiempo y a cada paso que doy.
Lo que me enoja de toda la situación es la diferencia tan grande entre lo objetivo y subjetivo, es decir: yo me siento y me miro como si fuera el elephant man, pero si objetivamente se puede cuantificar el atractivo en el éxito con el sexo opuesto, la verdad no me ha ido mal, incluso hay muchas mujeres que me han dicho que soy muy guapo, etc. Ahora mismo tengo una chica hermosa e increíble, que a mí mismo me sorprende haber enamorado, pero aún así, siento que lo objetivo no es real y mi mente solo atiende a mi propia valoración subjetiva.
Odio caminar por las calles queriendo esconderme porque siento que soy un monstruo, odio incomodarme cuando hablo con alguien porque imagino que me estará viendo horrible como me miro yo mismo.
Odio sentirme tan SUPERFICIAL, que lo único que me importe de mi mismo sea mi apariencia y es que lo curioso es que yo mismo no juzgo al resto por su apariencia, me da igual que la gente a mi alrededor sea linda o fea y no entiendo por qué soy tan duro conmigo mismo.
No entiendo como tú lo dices perfectamente, por qué

"NECESITO complacer a todos, necesito que la gente se fije en mi, que me halaguen (por mas que no me lo crea mucho, a quien no le gusta un halago). Necesito, es una necesidad."

No sé tampoco si habrá un alivio a todo esto, al menos me alegra saber que no soy el único raro que se siente así.

Gabo6

Mensajes : 1
Fecha de inscripción : 24/09/2011

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: He aquí mi historia.

Mensaje  guanatos_guanatos el Dom Oct 09, 2011 12:06 am

Hola a ambos, espero encuentren aqui el apoyo y compension que buscan, apoyemonos mutuamente para salir adelante.

guanatos_guanatos

Mensajes : 17
Fecha de inscripción : 06/07/2010

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: He aquí mi historia.

Mensaje  Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.